Loading...

master finanzas CIFFAntes de solicitar un préstamo al Fondo Monetario Internacional, cada país tiene acceso directo y automático al 25% de su cuota de participación en el Fondo y, si necesita más cantidad (suele ocurrir  casi siempre), se revisan tres puntos principales:

  • Tipo de interés: El dinero se presta a Libor + diferencial de 0,4%, en contraste con un préstamo privado (Libor + 2-4%). Como se puede observar, a un país le interesa pedir un préstamo FMI antes que a un banco privado. Sin embargo el diferencial depende del riesgo del país.
  • Plazo de carencia: El FMI otorga dos años de carencia, mientras que las instituciones privadas no suelen ofrecer esta oportunidad.
  • Plazo de amortización: En este punto pedir un préstamo al FMI también es más ventajoso, ya que se otorga más tiempo en el Fondo Monetario Internacional. Siempre se aspira a devolverse en un plazo de 3 a 5 años, aunque ha habido caso de hasta 15 años.

A cambio de todos estos beneficios, el FMI impone un Plan de Austeridad (prácticas de Política Fiscal, Monetaria y Fiscal). La primera medida que aplica es una subida de impuestos a lo que le sigue un incremento en el tipo de interés, aunque esta medida suele depender de Alemania. La siguiente medida a tomar es devaluar la moneda para poder impulsar las Políticas de Exportación. En última instancia, los salarios deben crecer por debajo de la inflación. Con todo ello, es evidente que se necesitan medidas de política adicionales para restablecer la confianza de los mercados.

Por lo tanto, es necesario plantear medidas de apoyo más concretas con el objeto de asegurar un financiamiento y capitalización adecuados de los bancos y, mantener así,  un flujo de crédito suficiente hacia la Economía, posiblemente mediante el establecimiento de una institución encargada de impedir un desapalancamiento bancario muy poco supervisado.

A finales de 2011,  se llegaron a acuerdos globales para tratar las tres áreas clave en la crisis: el rescate griego, la ampliación del fondo de rescate europeo y las recapitalizaciones bancarias. Este tipo de acuerdos provocaron una subida en las bolsas, desencadenando una reducción de los diferenciales entre las deudas públicas española e italiana frente al bono alemán. Estos acuerdos fueron que los bancos se recapitalizarían 106.000 millones de euros sugiriendo que acudiesen a mercados privados y sustituyesen instrumentos híbridos actuales por otros de mayor calidad.

Otra decisión fue que el Fondo de Rescate Europeo (EFSF) podría apalancase hasta un billón de euros.

Los planes de rescate que se han sucedido recientemente han sido para Grecia, Portugal e Irlanda principalmente.

Grecia: Resulta ser uno de los países más afectado por la crisis financiera (debido a su alto endeudamiento y a su poca credibilidad). Esto ha sido aprovechado por los especuladores para atacar al euro y extender el miedo a otras economías periféricas. Todo comenzó en diciembre de 2009 cuando las empresas de rating bajan la calificación a Grecia, provocando la caída de la Bolsa de Atenas y aumentando su diferencial contra el bono alemán. Tras esto,  se intenta en el mismo período, crear medidas para contrarrestar el déficit. Durante el año 2010 se descubren las irregularidades en los datos fiscales enviados a Bruselas y es en ese mismo momento cuando una comisión se desplaza para estudiar una posible ayuda. Así, empiezan a sucederse las huelgas como manifestación de rechazo por las duras medidas que está tomando el gobierno para reducir el déficit.

El 19 de mayo de 2010, el FMI y la Unión Europea dan el primer tramo de ayuda, por valor de 14.500 millones. Es la primera vez en los once años de historia de la moneda única europea que uno de sus miembros tiene que ser salvado. En agosto de ese mismo año, se acepta la entrega del segundo tramo de ayuda externa por un valor de 9.000 millones de euros gracias a la reducción de un 40% de la deuda que ha conseguido el gobierno griego. Sin embargo todas las medidas del gobierno sólo han provocado malestar en la población. Para agravar la situación, las empresas de rating continuaron bajando su calificación.

A lo largo del año 2011, Grecia siguió colocando letras y Bonos del Tesoro a una rentabilidad algo superior al 4% tal y como vino haciendo durante el año anterior con una rentabilidad que crece a lo largo del año, llegando a alcanzar máximos históricos del 13%. Mientras tanto, el FMI da luz verde al cuarto tramo del préstamo. A mediados de Junio, Merkel y Sarkozy endurecen las condiciones para aprobar el segundo plan de rescate a Grecia y ya en julio se libera el quinto tramo del rescate. La Unión Europea, por su parte, bloquea el siguiente tramo del rescate (8000 millones de euros) hasta que no se resuelvan las dudas sobre el referéndum convocado en estas fechas para saber si se aceptan nuevos ajustes a cambio de la ayuda de Europa. A comienzos de 2012, después de duras negociaciones se aprueba finalmente el segundo rescate de Grecia para evitar la quiebra con un primer pago en marzo. Además se aprueba una quita del 53.5% de su deuda de acreedores privados que acepta el 95.7% de los mismos.

Portugal: En mayo de 2011, el FMI y la Unión Europea aprobaron un Plan de Rescate a tres años para Portugal a cambio de duros recortes y ajustes. Como contrapartida se realizaron dos huelgas generales. Al igual que en Grecia, Portugal ha realizado un ajuste en las pensiones y sueldos públicos así como también ha sacado letras y bonos a rentabilidades altas para poder financiar su deuda.

Irlanda: En noviembre de 2010, Irlanda acepta el Plan de Rescate de la Unión Europea y el FMI, lo que obliga a acometer una profunda reestructuración de su sistema bancario y de su política presupuestaria. Durante el último mes se ha especulado con que la reducción de las exportaciones y la recesión en la que está cayendo Irlanda puedan incumplir el objetivo de déficit marcado en su rescate económico. Esto está provocando que se endurezcan los Planes de Austeridad del gobierno irlandés, lo que podría provocar la dificultad de conseguir un sí en el referéndum que se va a realizar. Si no se consigue esta respuesta, el país podría tener dificultades para volver al mercado de deuda internacional a conseguir financiación, aparte de que al quedarse fuera del pacto, no podrá acceder a los fondos del Mecanismo Europeo de Estabilización Financiera si necesita más dinero, o en el peor de los casos, un segundo rescate.

En estos momentos, la atención se está dirigiendo a Italia y España que son los países más delicados del momento. Sin embargo los dirigentes de ambos países, han dejado claro que no tienen intención de pedir un plan de rescate. Aún en el caso de que fuese necesario, el rescate se especula con la imposibilidad de acometerlo debido al gran tamaño de ambos países.

Cómo cifra resumen se puede destacar que el total de estos tres rescates ha costado a la Unión Europea del orden de 250.000 millones de euros. No obstante,  esta cifra es inferior a lo que costaría rescatar un país como España o como Grecia. Para evitar tener que desembolsar esta cantidad se aplaude cualquier medida económica que pueda restablecer el equilibrio presupuestario. Por ejemplo, EEUU ha creado el Troubled Asset Relief Program (TARP) como medida para paliar la crisis provocada por las hipotecas Subprime. Con este programa, aprobado en octubre de 2008, se compran activos y acciones de instituciones financieras americanas con la intención de fortalecer su sector financiero.

El Banco Central, a pesar de todas la dudas alemanas, ha controlado la evolución de la inflación y es algo de lo que presume el actual ministro de finanzas alemán, Wolfgang Schäuble, quién ha indicado que “desde que se estableció el euro, el BCE ha podido presumen de mantener regularmente la inflación más baja que la que había logrado el Bundesbank en la época del marco”. Trichet, a su vez, también se refirió a este hecho en su momento: “Es el mejor resultado de todas las monedas nacionales anteriores durante los últimos 50 años incluido el marco”. Ahora mismo, esto es observable, comparando la cotización euro-dólar, ya que a pesar de que EEUU se encuentra en mejor posición financiera que Europa, el euro todavía sigue siendo superior a éste (a día diecinueve de abril de 2012 el cambio de un euro está a $1.3093).

El FMI ha indicado que las 58 principales entidades europeas (como BBVA, Caixa, Bankia) deben reducir en dos billones de euros sus balances, con esto se conseguiría un descenso del 1,7% del crédito de la eurozona, en el caso de España será peor con una reducción de un 4%, lo que dificultará la salida de la recesión. A pesar de todo esto, las sucesivas inyecciones de liquidez del BCE han permitido bajar significativamente la rentabilidad de la deuda española dando un respiro al Gobierno Español.

En diciembre de 2011, el BCE decidió implantar cuatro medidas, la primera fue reducir el tipo de interés oficial al 1% cambiando radicalmente su política de actuación hasta ese momento, aunque de momento, sigue siendo inferior a los intereses oficiales de EEUU y Reino Unido.

También se redujo el coeficiente mensual de reservas mínimas de un 2% a un 1% con lo se actuó como una “inyección de liquidez” a las entidades que están supeditadas a este coeficiente (unos 103.695 millones de euros).

La tercera medida implementada por el BCE fue aumentar el número de garantías que acepta en operaciones de inyección de liquidez. En este caso ha reducido el umbral de riesgo de la deuda titulizada y ha permitido que los Bancos Centrales de Europa puedan aceptar préstamos bancarios como colaterales siempre y cuando cumplan unas condiciones estipuladas.

En último lugar se han modificado los volúmenes y el plazo de las subastas de OFMLP (Operaciones de Financiación a más Largo Plazo) hasta 3 años a un tipo fijo (de 1% el primer año).

Cómo noticia de última hora,  el FMI ha anunciado que se está planteando convertir el fondo en accionista de la sociedad a la que  se ayude, hasta este momento sólo se permitía recapitalizar la banca de forma indirecta, como se ha hecho en Grecia e Irlanda. Se argumenta que es para minimizar el impacto del proceso de desapalancamiento de la Banca Europea.

Extracto de trabajo Fin de Master de Alumnos de la Universidad de Alcalá.

No Comments (0)

    Leave a Comment

    Solicita Información

    Rellene este formulario para enviarnos cualquier consulta. En breve nos pondremos en contacto contigo.



    DIRECCIÓN
    Madrid (España)
     Previous  All works Next